Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Miércoles, 04 de febrero de 2015   |  Número 57
Portada
Diferentes opiniones de alumnos y academias
FIR: una prueba difícil, pero no imposible
Las partes más duras fueron las relacionadas con farmacocinética y técnicas instrumentales

Hiedra García / Eduardo Ortega / Imagen: Miguel Fernández de Vega. Madrid
El pasado sábado 31 de enero se celebró la prueba para los aspirantes que quisieran lograr una plaza de farmacéuticos internos residentes (FIR) en el Sistema Nacional de Salud (SNS), un examen sobre cuya dureza hay opiniones distintas, según se hable con examinados o academias de FIR.

Estudiantes a la espera de realizar la prueba.

De hecho, para los alumnos la prueba se caracterizó por ser “más complicada que las de los últimos años”, según comentaron algunos alumnos al salir de las aulas. Dicha complejidad se elevó todavía más en la parte de farmacocinética, la más dura de la prueba según los examinados. En cuanto a los temas, los estudiantes se esperaban menos preguntas sobre técnicas instrumentales.

Así lo indica también Oriol Rovira, responsable de la academia AcFIR, aunque él advierte que “no fue un examen imposible, ni mucho menos. Hay alumnos que lo han encontrado difícil, claro, pero otros que no. De hecho, algún repetidor me ha comentado que le ha parecido más sencillo que en ediciones anteriores”.

Además, indica que “no ha habido preguntas atípicas”, como ocurrió en el caso del examen MIR, en el que los estudiantes tuvieron que contestar cuestiones relacionadas con el ébola y con la hepatitis C.

A la expectativa de que se conozcan las notas finales, Rovira no da un vaticinio sobre si subirá o bajará la nota de corte. “Esperemos que se mantenga”, indica.

Menos ofertas que otros años

Tras esta prueba, los aspirantes (1.431) tendrán que esperar hasta abril para saber si acceden a una de las 264 plazas que se ofertan este año, un 0,3 por ciento menos que en 2014. De ellas, el 3 por ciento corresponderá a farmacéuticos extracomunitarios.

Hay que recordar que la puntuación de corte en la calificación del examen se ha fijado en el 35 por ciento de la media aritmética obtenida por los diez mejores exámenes de cada titulación.

En términos generales, el Ministerio de Sanidad asegura que el volumen de admitidos a las pruebas prácticamente se mantiene respecto a la convocatoria 2013-2014, con un descenso global del 1,8 por ciento. Con la oferta de plazas aprobada, más los residentes que en la actualidad se encuentran en formación, se garantiza la reposición de las vacantes por jubilación que se produzcan en los próximos 15 años en todas las titulaciones.

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

2004 - 2013 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com