Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Miércoles, 12 de noviembre de 2014   |  Número 51
ACTUALIDAD
ENTREVISTA A LA PRESIDENTA DE LOS FARMACÉUTICOS DE ATENCIÓN PRIMARIA
Catalán: “Vamos a dotarnos de profesionales que van a poder ejercer de forma flexible en un ámbito y en otro”
“Las vías de acceso a la nueva especialidad todavía no se han decidido”

Eduardo Ortega. Madrid
Arantxa Catalán, presidenta de la Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria, considera que los profesionales a los que lidera están de enhorabuena. ¿La razón? La aprobación del Real Decreto de Troncalidad, que tanto mar de fondo ha traído.

“Hace dos años que luchamos como sociedad científica por que exista una formación postgrado vía FIR similar a la de otros especialistas sanitarios”, asegura. “Esto se ha conseguido al incorporar nuestras competencias a la ya existente de Farmacia Hospitalaria”, cambiando su nombre y contenido.

Arantxa Catalán.

Catalán afirma que “con esto, el sector sanitario se dota, desde el punto de vista de la eficiencia y de la sostenibilidad, de un proceso reglado que da competencias a los farmacéuticos para ejercer tanto en el ámbito hospitalario como en el AP. Para nosotros esto es una magnífica noticia y lo vivimos como un triunfo, porque nuestras aspiraciones se han visto colmadas y es un triunfo”.

Sin embargo, también advierte de que “tener un sistema único de formación no significa tener un único trabajo”, aclara. “Esto es sencillamente aplicar una economía de escala en la formación de profesionales, de manera que puedan trabajar cualquier nivel asistencial”.

“Esto tiene sus ventajas para las organizaciones sanitarias integradas, dado que vamos a dotar al sistema de profesionales plurivalentes que van a poder ejercer de forma flexible en un ámbito y en otro”, añade. En cualquier caso, Catalán aclara que “el 50 por ciento de los farmacéuticos de AP ya lo somos de hospital, así que nosotros también ganamos la doble vía y un campo importante de actuación”.

Por otro lado, reconoce que “las vías de acceso a la nueva especialidad todavía no se han decidido, y es una tarea que está sobre la mesa de la futura nueva especialidad”, una comisión que se está formando y en la que los especialistas de la farmacia de AP tienen el hueco “que las comunidades autónomas han tenido a bien proporcionar, pero estamos bien representados”. De hecho, considera que la representación profesional está siendo “muy paritaria, lo cual nos deja muy satisfechos”.

Críticas de la OMC

Catalán aborda estas cuestiones en el marco del XIX Congreso Nacional de Sefap, que se ha celebrado recientemente en Mérida. La presidenta de la farmacia de AP, en entrevista concedida a esta publicación, también da su opinión sobre el polémico informe de la Organización Médica Colegial (OMC) respecto al sistema farmacéutico español. Aunque está de acuerdo con que se proponga que “en la residencia sociosanitaria se debe atender con los mismos criterios que en la farmacia de AP”, no coincide en las críticas a la atención farmacéutica “en absoluto. Gran parte de nuestras competencias son para dar consejo sobre el uso de fármacos directamente a los pacientes, o a través de los profesionales sanitarios”.

Sobre el pacto con el Ministerio de Sanidad de la profesión farmacéutica y uno de los retos puestos sobre la mesa, la continuidad asistencial, Catalán considera que pasa por que “todos compartamos el mismo tipo de criterios y de reducir riesgos. Lo que hay que hacer para generar una integración asistencial en el ámbito de los medicamentos es muy simple: se trata de garantizar el cumplimiento de las actividades en cada nivel, y en cada uno de ellos con sus funciones y respetando las del resto, con un alineamiento de los objetivos, enfocados en la optimización del uso de los medicamentos”.

Por ello, deben compartir “herramientas que den soporte y apoyo a las decisiones en los diferentes niveles asistenciales” a través de estrategias de “integración profesional, de calidad, de manejo de la medicación crónica. Debemos tener unos objetivos comunes y saber cómo se consiguen desde cada ámbito, que va a ser de una forma absolutamente diferente en cada caso”.
 

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

2004 - 2013 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com