Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Miércoles, 18 de marzo de 2015   |  Número 60
ACTUALIDAD
EL 80% INCUMPLE LA NORMATIVA LEGAL
La asistencia farmacéutica en centros penitenciarios, irregular y deficitaria, según la SEFH
José Luis Poveda denuncia intrusismo profesional en este ámbito

Redacción. Madrid
La Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) ha denunciado que la asistencia farmacéutica en los centros penitenciarios es irregular y deficitaria, ya que de las 74 instituciones penitenciarias que hay en España, solo 15 cuentan con servicios de farmacia autorizados.

José Luis Poveda.

La sociedad afirma que ha solicitado, "sin éxito hasta el momento", la intervención de la Administración Penitenciaria para que vele por el cumplimiento de la normativa vigente. Concretamente, la legislación nacional y autonómica en materia de prestación farmacéutica contempla que en los centros penitenciarios se debe instaurar, para la asistencia farmacoterapéutica que requieran los internos, bien un servicio de farmacia o bien un depósito de medicamentos adscrito a un servicio de farmacia de un hospital.

"El 80 por ciento de los centros está incumpliendo la normativa legal. Hemos pedido, sin ningún éxito hasta el momento, la intervención de la Administración Penitenciaria para que vele por el cumplimiento de la regulación vigente", asegura el doctor José Luis Poveda, presidente de la SEFH.

Entre la población reclusa hay una alta prevalencia de patología psiquiátrica, infecciosa y toxicómana. Además del Programa de Metadona están en marcha otros como los de Prevención, Control y Tratamiento de Tuberculosis, Infección por VIH y Hepatitis. De ahí que la atención farmacéutica que se precisa en estos centros incluya el manejo de medicamentos de uso hospitalario, un diagnóstico hospitalario, fármacos que requieren un control médico especial, como son entre otros los psicótropos y estupefacientes.

Intrusismo profesional

A la falta de cumplimiento de la legislación, se suman además casos de intrusismo profesional. "Sabemos que en algunos centros la gestión de adquisición de medicamentos, custodia, correcta conservación y dispensación corre a cargo de un médico, de personal de enfermería o de un auxiliar de clínica", señala Poveda.

Una prestación que debe estar integrada dentro del Sistema Sanitario Penitenciario. Las pautas de funcionamiento de estos servicios de farmacia y depósito de medicamentos están recogidas en diferentes normativas, y todas ellas, como recuerda la sociedad, "coinciden en que sería más ventajoso que estuvieran bajo la titularidad y responsabilidad de un farmacéutico especialista en Farmacia Hospitalaria".
 

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

2004 - 2013 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com