Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Miércoles, 07 de marzo de 2012   |  Número 23
actualidad
SEGÚN PUBLICA EL BOLETÍN DE INFORMACIÓN FARMACOTERAPÉUTICA DEL PAÍS VASCO
Osakidetza pide “prudencia” con dabigatrán por sus incertidumbres y su alto coste
Podría suponer el 1,5 por ciento del presupuesto del 2012 destinado a recetas

F. E. Madrid
El último número del Boletín de Información Farmacoterapéutica del País Vasco señala en su editorial que debido a “la euforia desatada” con dabigatrán, “parece oportuno recomendar prudencia, en espera de que se aclaren las numerosas incertidumbres relacionadas con su manejo”.

Fuente: Infac.

El Boletín presenta además un análisis sobre su eficacia-seguridad y otro de impacto presupuestario en el marco de la Comunidad Autónoma Vasca. El primero de ellos analiza las ventajas e incertidumbres de este nuevo anticoagulante.

Sobre sus ventajas, los autores destacan que no es necesario realizar controles periódicos del INR para valorar el estado de anticoagulación del paciente, que no requiere realizar ajustes de dosis y que presenta un menor riesgo de interacciones con medicamentos y alimentos.

Sin embargo, describen, entre otras incertidumbres, que “el perfil de seguridad de dabigatrán no es suficientemente conocido. Son preocupantes los datos postcomercialización sobre hemorragias graves y muertes con dabigatrán. Además, se ha observado un incremento del riesgo de infarto de miocardio con dabigatrán 150 mg respecto a warfarina que roza la significación estadística. Este aumento de riesgo ha sido confirmado en un metaanálisis. Por otro lado, dabigatrán carece de un antídoto específico, lo cual dificulta la resolución de las urgencias hemorrágicas por éste fármaco”.

Sobre este respecto, el editorial también señala, como recomendación, que “antes de administrar dabigatrán a un paciente con fibrilación auricular no valvular, habría que valorar, teniendo en cuenta todos estos aspectos, si este nuevo medicamento va a implicar beneficios reales en salud para el paciente”.

Impacto presupuestario

El análisis de impacto presupuestario (AIP), firmado por Ainara Echeto, de la Dirección de Farmacia del Departamento de Sanidad y Consumo, está basado en datos de prevalencia, y se ha realizado desde la perspectiva del financiador y con un horizonte temporal de 4 años (2012-2015).

Según la autora, “en el escenario más conservador (30 por ciento de pacientes tratados con acenocumarol pasan a dabigatrán, con incrementos anuales del 20 por ciento hasta el 2015 y el 30 por ciento de nuevos tratamientos lo hacen con dabigatrán), se estima que 7.865 pacientes serán tratados con dabigatrán en el 2012 y 13.600 en el 2015. El impacto presupuestario neto en el primer año (2012) será de 9,1 millones de euros (8,8 millones en el presupuesto farmacéutico y 284.000 o 1,9 millones en costes no farmacéuticos, si el coste de monitorizar el INR es de 285 ó 720 euros, respectivamente). En el 2015 esta cifra se estima que se incrementará hasta 13,5 millones de euros”. Así, según la experta, “el ahorro en costes no farmacéuticos depende del número de pacientes tratados con dabigatrán y del coste de monitorizar el INR, pero en ningún caso compensa el elevado impacto en el presupuesto farmacéutico”.

Por último, concluye que el análisis muestra “que dabigatrán podría tener un elevado impacto en el coste sanitario. El presupuesto farmacéutico es la partida que asumiría el mayor coste suponiendo el 1,5 por ciento del presupuesto del 2012 destinado a recetas”.

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

2004 - 2013 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com